¿Podemos ayudarte? ¡Llámanos! (+34) 670 437 910 - (+34) 93 221 63 06

Noticia

Compartir
8 de junio de 2016

Consejos y precauciones para navegar con niños

¿Tenéis previsto salir a navegar con niños? A continuación, algunas recomendaciones que os ayudarán a disfrutar de vuestra travesía.


Puedes reservar nuestros barcos de alquiler en Cambrils o Barcelona, así como otros puertos de la costa catalana. En Barcelona Charter ponemos todas las facilidades de nuestra parte para que puedas disfrutar de una navegación segura y confortable. Por ello queremos hacerte algunas recomendaciones básicas que os ayudarán a disfrutar más de vuestra navegación en familia.


En primer lugar, lo más importante es asegurarse de una buena meteorología. Ante la duda, será mejor cancelar la travesía, para evitar pasar malos ratos a bordo si se complica el tiempo.


En el mar, tiende a dar mucho más sol. Es recomendable que los niños lleven gorra y protección solar, y camisetas holgadas de colores claros. En función de la estación del año, o de la hora de navegación, será conveniente llevar alguna ligera chaqueta cortavientos que les proteja de la humedad y la brisa. El calzado, cómodo y con suela de goma neutra o blanca, evitando ir descalzos o con chancletas durante la navegación (y aun así, precaución también cuando fondeen, ya que la superficie puede resbalar).


Hay que tener muy en cuenta que muchos niños son retadores natos. Y ante la novedad de un paseo en barco pueden sentir necesidad de curiosear y explorar nuevas perspectivas. Por ello la seguridad es muy importante. Los adultos deben vigilar siempre a los niños, y explicarles las normas básicas. Los más pequeños deberán utilizar el chaleco, así como el arnés de seguridad, siempre que sea recomendable.


Los niños deben aprender las normas básicas para una navegación segura. Es muy importante que sean conscientes de la jerarquía a bordo, y que las órdenes del capitán deben atenderse siempre.


También convendrá que aprendan a moverse por el barco: advertirles qué pueden tocar y qué no, y la necesidad de mantenerse siempre alejados de la botavara. Permanecer en la bañera del barco; desplazarse siempre agarrándose con una mano al barco (y evitando sitios menos seguros como el guardamancebo) y si quieren ir a proa, hacerlo siempre acompañados de un adulto.


Otra complicación pueden ser los mareos. Los niños menores de 2 años no suelen marearse, pero a partir de esa edad puede ser interesante prevenir el mareo con la ingestión de agua, frutos secos, bebidas carbonatadas y vitamina C. También existen pulseras anti-mareo y fármacos que le ayudarán a evitarlo. Pero en el peor de los casos, lo más recomendable será ponerlos al timón y mantener su vista hacia el horizonte.


Nuestras embarcaciones no están orientadas a menores de 5 años, aunque pueden embarcarse niños bajo la responsabilidad de sus padres. En todo caso, recomendamos que permanezcan en cabina o bien vayan protegidos por un chaleco salvavidas adaptado a su tamaño, de manera que si su curiosidad o espíritu aventurero acabaran en el agua sería más fácil de recuperar. E incluso, en función de cómo esté el mar, colocarse el arnés de seguridad.


Los más mayores, como más disfrutarán será participando de las tareas del barco. Dejarles que colaboren, soltando amarras o adujando cabos, y contribuir a que se sientan parte de la tripulación. Con ello se sentirán necesarios y también ganarán confianza.


Para travesías de varias horas, no olvidar llevar juegos de mesa y juguetes favoritos con los que mantener entretenidos a los más pequeños.


Si queréis navegar con hijos adolescentes, la pesca puede ser una buena opción. Además de nuestros barcos de alquiler disponemos en nuestra oferta salidas de pesca. Las salidas de pesca están recomendadas a partir de 14 años, en ellas además del alquiler del barco le incluiremos el patrón, combustible y material de pesca y cebos necesarios para disfrutar de una jornada de pesca en barco, siempre acompañados por adultos.